Roosevelt Barrazueta

Su historia

Roosevelt Barrazueta León nace en la ciudad de Loja el 1 de Enero de 1946, sus padres José Antonio Barrazueta Zapata y Dolores María  León, inculcaron en él valores suficientes para encaminarlo por la senda del respeto, la ética y el trabajo.

Roosevelt con sus padres, Dolores y José Antonio

Roosevelt con sus padres, Dolores y José Antonio

Se vincula al deporte a temprana edad, en el fútbol clásico de niños vistiendo su primera camiseta de Palmeiras, para lo cual un sacerdote de apellido Salazar reclutó un puñado de muchachitos, formando así la primera ilusión y querencia por el futbol, mas tarde hubieron otras divisas como Peñarol, Independiente, Estudiantil, Deportivo Loja, América, Guante Rojo; todos en el plano amateur.

Con el equipo de Liga Deportiva Estudiantil (penúltimo en cuclillas)

Con el equipo de Liga Deportiva Estudiantil (penúltimo en cuclillas)

Otro de los deportes que lo cautivó fue el Judo y Karate, formando el primer equipo de artes marciales de Loja, bajo la enseñanza del maestro cuencano Luis Carpio Mogrovejo, y junto al Dr. Gonzalo Peláez, Dr. Ramiro Alvear, Carlos Castro Ordoñez, entre otros.

Practicando Judo con el Dr. Gonzalo Peláez (Diciembre de 1971)

Practicando Judo con el Dr. Gonzalo Peláez (Diciembre de 1971)

Hoy para mantenerse en forma y ser más llevadera la vida, junto a un excelente grupo de amigos practican por la tarde de los sábados el clásico ecuaboly, esto ha recorrido más de 30 años.

Su primera narración

Cobijado por el amor y el trabajo de sus padres, y dentro de las actividades que permitían el sustento diario de la familia era el juego del “bolodrómo” o carrera de canicas. Una pista de madera  en forma de churo, bolitas de cristal que descendían impactándose en los clavos hasta llegar a la meta, cada bolita de diferente color, cuyos nombres registraba los astros del automovilismo de la época (1952): Jimi Salazar, Cucalón, Sumeria, “loco” Larrea, el peruano Federico Pitiblock, entre otros. Como era un juego de apuestas en pesetas y máximo un sucre, tenía que existir una bola que era de la casa, llegando esta a coronar la meta, donde todos perdían la apuesta, ese ganador era “el piloto-wililin”, un personaje folklórico.

Su padre Don José Antonio “El Porteñito” relataba la imaginaria carrera de carros, lo cual inyectó indirectamente a su joven hijo, Roosevelt, para que más tarde despierte e involucre lo que ahora sería  la narración deportiva.

La anécdota

Desde la escuela de los hermanos Cristianos se perfilaba esta inquietud, hasta que se cristaliza en el Colegio Técnico Daniel Álvarez, cuando Radio Centinela del Sur, llama a un concurso de aspirante a Locutor Deportivo, a esta cita concurrieron algunos muchachos (1964).

Para el efecto y tomar practica, el Dr. Carlos Garrido Luna profesor del Colegio, colocaba a jugar a los chicos de Agricultura y Mecánica, y empezaba el relato con el asesoramiento del profesor antes citado; desde ahí se convirtió en el narrador “oficial” de los campeonatos internos. Se recuerda dentro de sus anécdotas que casi como todos los comunicadores, utilizando un jarro que simulaba micrófono, y el resto ya es historia.

Junto a José Coronel Illescas (primer radiodifusor de Loja), Adolfo Coronel, José Alberto Coronel Vélez (+), Vicente Castillo Poma, Vicente Atarihuana, Vicente Larriva (20 de Junio 1970)

Junto a José Coronel Illescas (primer radiodifusor de Loja), Adolfo Coronel, José Alberto Coronel Vélez (+), Vicente Castillo Poma, Vicente Atarihuana, Vicente Larriva (20 de Junio 1970)

El primer relato en vivo

En Loja se jugaba un clásico irrepetible. Deportivo Loja-España (1966). En ese primer partido de su larga trayectoria, Roosevelt recuerda la primera voz en comerciales Adolfo Coronel. Aquella noche del sábado “el aspirante a relator deportivo” no pudo conciliar el sueño, le esperaba el debut más grande de su vida.

Escenario el viejo estadio Municipal (hoy Reina del Cisne) cancha mezcla de tierra y mas  piedra, tribuna de madera.

Primer partido en un domingo lleno de sol, gradas copadas por los hinchas de los mejores equipos de aquel tiempo.

Deportivo Loja con: Humberto Tapia, Bolívar Monteros, Hualpa, el gato Jaramillo, Jorge Jiménez (Zhani), Edmundo Encalada, Carpio, Marinaldo Mogrovejo, Ítalo Gando, Eduardo Mogrovejo, Germán Játiva, Máximo Valarezo.

España: Rolando Merchán, Bolívar Iñiguez, Hugo Ruiz, Juan León, El suco Puzcas, Chichi Sotomayor, Cesar Augusto Peralta, Eduardo Ruiz, Rafael Saa, Merino.

Árbitros: Segundo Chicaiza, Guillermo Ayora, Augusto Cisneros, Moreira Witt, entre otros. En ese entonces no había televisión ni relator local que hubiese servido de espejo, hoy que diferente, la nueva camada de relatores, tienen muchas referencias, tecnología maravillosa para conocer como se relata el futbol.

Transmisión de fútbol (Octubre 1966) junto a Manuel Sánchez (Radiodifusor lojano)

Transmisión de fútbol (Octubre 1966) junto a Manuel Sánchez (Radiodifusor lojano)

Sus maestros del relato fueron a través de la onda corta de la radio, escuchando a Petronio Salazar, Rudy Ortiz, Jacinto Landázuri, Edgar Villarroel, Ecuador Martínez, Ralph del Campo, Tobías Barrillas, Pancho Moreno, Carlos Efrain Machado, entre tantos más. La suerte le sonrió, porque tuvo el lujo de relatar junto a algunos de sus maestros a distancia (Jacinto Landázuri, Ecuador Martínez y Carlos E. Machado). -Se puede decir en ese entonces se graduó a distancia-

El caminar por la locución radial

Se inicia en la Locución y Comentario Deportivo en Radio Centinela del Sur en 1966, acompañados de José Coronel y su hermano Adolfo, Adriano López Mejía, Lucho Muñoz en los comerciales.

Cobertura deportiva, junto a Adriano López Mejía, 1967)

Cobertura deportiva, junto a Adriano López Mejía, 1967)

En 1968 por influencia de su amigo Víctor Hugo Murillo Cano, Willan López Mero lo convoca para Relatar el Campeonato nacional a través de Radio Cenit de Manta. También laboro en Radio Umiña, Eco y Tropical también de Manta. No puede jamás olvidar a la familia Murillo Cano que le brindo su amistad y su casa.

Retorna a Loja en 1970 a Radio Progreso y, en 1971 y se vincula en Radio Luz y Vida, compartiendo micrófono con Bolívar Viteri, Jorge Paredes Zarate, Edgar Canelos, Miguel Ramírez Sanmartín.

Pero su actividad exigía que se expanda las fronteras y, en 1976 pasa a formar parte de Radio Bolívar del puerto principal y  junto Manolo Mestanza Pacheco, Alex Miranda Hidalgo y Enrique Monroy Miranda, relata El Campeonato Nacional de Fútbol y Un Sudamericano de Básquet.

En 1977 por decreto obtiene el título de Periodista Profesional, por la misma fecha se incorpora a Radio Tomebamba de Cuenca donde se une a voces como Guiffor Trujillo, Romeo Moscoso. Leonardo Guillen y Jorge Piedra Ledesma.

En 1979 Radio Sucre Guayaquil crea un Staff de locutores de diferentes partes del país para acompañar a la Selección Nacional y clubes de Fútbol en coberturas Internacionales donde se suma a voces como Manolo Mestanza Pacheco. Polo Baquerizo Adoum, Edgar Tobar,  Arístides Castro, Edison Espinoza, Darío Solórzano, Gustavo Walker Varas, Carlos Espinoza Miranda, Mauro Velásquez Villacis, Jorge Akel, Arturo Macías, entre otros.

Junto a Roberto Omar Machado (Teleamazonas), Fabián Gallardo Moscoso (Ecuavisa), Carlos Rodríguez Coll (+)

Junto a Roberto Omar Machado (Teleamazonas), Fabián Gallardo Moscoso (Ecuavisa), Carlos Rodríguez Coll (+)

En 1984 es llamado por los ejecutivos de Radio Atalaya Guayaquil, junto a Juan Carlos Núñez, Bobby Bermúdez, entre otros.

En 1989 cubre la información deportiva en la ciudad de Machala acompañando al Audaz Octubrino en la serie A, en Radio Ulloa FM junto a Didio Yaure Romero,  Pepe Amaya, Roberto y Washington Salinas.

Siempre permaneció en Radio Centinela del Sur, ya que la actividad de Relator Deportivo lo efectuaba los fines semana. En Loja mantenía programas como El Gran Musical de la tarde, La Peña del Sábado, Pronostico Deportivo y la Hora de la Salsa. Luego por dos años hace una estancia en Radio Poder FM de la ciudad de Loja.

Y su sueño de toda la vida tener su propia emisora de radio, Colosal 97.3 FM  desde 2002 hasta el 2011, cuando cambia de denominación Comercial a Radio Corporación.

Con Jefferson Pérez Campeón (Olímpico de Marcha, en Atlanta 2006. Vice campeón Olímpico Pekín 2008. Tricampeón del mundo 20Km en Marcha)

Con Jefferson Pérez Campeón (Olímpico de Marcha, en Atlanta 2006. Vice campeón Olímpico Pekín 2008. Tricampeón del mundo 20Km en Marcha)

Y el gol y el gol ya va ha venir

Uno de los programas que aún se mantiene desde hace 40 años es el Pronóstico Deportivo, donde la chispa se mantiene, ofertando al oyente la posibilidad de identificar “el gol” que va ha salir.

La produccón radial

No sólo se vincula a la línea deportiva sino al género de la investigación periodística en la Producción Radial de Documentales e Historia de las poblaciones en toda la patria, su programa se denominó “Investigación Cultura y Comunicación”, el bello encanto de lo nuestro. Recorriendo más de un centenar de cantones del país. El trabajo de Investigación Cultural sobre la historia de nuestros pueblos, lo inicio con el Cantón Macará, provincia de Loja.

Con Carlos Rubira Infante (compositor de la canción Guayaquileño Madera de Guerrero)

Con Carlos Rubira Infante (compositor de la canción Guayaquileño Madera de Guerrero)

El legado del “Campeón”

Roosevelt Barrazueta León, no sólo nos relata la historia deportiva de Loja sino que forma parte de esa historia y en la actualidad ha contribuido a que el lojano se comprometa más por su tierra, la ame y la respete. Con esa particularidad de contar, relatar, recrear de manera atractiva, animada y veraz lo que sucede dentro y fuera de la cancha.

Con Claudio Moacyr Pinto Da Silva, (Campeón Mundial de Brasil en Suecia 1958)

Con Claudio Moacyr Pinto Da Silva, (Campeón Mundial de Brasil en Suecia 1958)

Roosevelt el “Campeón” es parte de Loja y que junto a su esposa y sus hijos se esfuerzan por mantener viva la esperanza de un periodismo libre e independiente, en beneficio de la población.

Desde 1964 a la fecha cuantos partidos, cuántas jugadas y goles han pasado por la voz del “campeón”. Que hermosa experiencia dada por esta locura llamada fútbol, y sigue “al  pie de la jugada” hasta que Dios lo permita.